DIRECTO EN INSTAGRAM: 26 de junio, a las 19 h, "Hablemos de cirugía de afirmación de género" con el Dr Ivan Mañero. / 3 de julio, a las 13h, "Sexualidad después de la vaginoplastia" con la Dra. Labanca.

DIRECTO EN INSTAGRAM: 26 de junio, a las 19 h, "Hablemos de cirugía de afirmación de género" con el Dr Ivan Mañero. / 3 de julio, a las 13h, "Sexualidad después de la vaginoplastia" con la Dra. Labanca.

La transición de género es un proceso mediante el cual las personas transgénero buscan alinear su apariencia física y social con su identidad de género. Esto significa que, en la mayoría de ocasiones, las mujeres trans, personas que fueron identificadas como hombre al nacer, busquen una apariencia más femenina, mientras que los hombres trans, personas que fueron identificadas como mujeres al nacer, deseen tener un aspecto más masculinos. Sin embargo, la identidad de género no está exclusivamente basada en el binarismo, por ejemplo, existen personas trans no binarias, que son aquellas que no se identifican dentro de ninguno de los roles descritos por el binarismo social imperante, es decir, no se identifican ni como mujer ni como hombre.

El proceso de transición puede incluir un cambio en el nombre, el pronombre, la apariencia física, la manera de vestir, entre otros aspectos. Para muchas personas transgénero que buscan alinear su cuerpo con su identidad masculina, la cirugía juega un papel fundamental para conseguir una mayor coherencia entre su cuerpo y su identidad de género, sin embargo, no es así para todas las personas trans. La cirugía de afirmación de género en el hombre trans, es un conjunto de procedimientos médicos diseñados para adecuar la anatomía de una persona asignada como mujer al nacer a su identidad de género masculina. Este proceso, basado en la autodeterminación y bienestar del individuo, se enmarca dentro del ámbito de la salud transgénero y tiene como objetivo principal proporcionar coherencia entre la identidad de género y la expresión física del cuerpo.

Cirugía de afirmación de género en hombre trans

La cirugía de confirmación de género engloba diferentes procedimientos que incluye tanto cirugía genital como técnicas diseñadas para modificar distintos rasgos faciales y corporales con el fin de lograr una apariencia más alineada con la identidad de género del hombre trans. Estos procedimientos pueden incluir:

  • Mastectomía: Es la cirugía que permite la extirpación del tejido glandular mamario conservando la areola y el pezón, y adaptando el tamaño y la posición de estos. El resultado es un torso liso con un aspecto y proporción más masculinos.
  • Histerectomía: Es la cirugía que elimina el útero y, normalmente, también los ovarios. Al retirar estos órganos se consigue una reducción en la producción de estrógenos y otras hormonas femeninas, además puede preparar la zona para una posible faloplastia o metaidoplastia posterior. 
  • Faloplastia: La faloplastia es una cirugía genital que permite la reconstrucción de un neopene funcional y sensible que permitirá la micción bípeda (orinar de pie) y tener sensibilidad erógena. Esta cirugía suele ir asociada a la intervención para colocar prótesis testiculares que, juntamente con la faloplastia, confieren a los genitales un aspecto masculino.
  • Metoidioplastia: Se trata de una técnica quirúrgica que permite crear un micropene a partir del clítoris. Este órgano tiene una gran sensibilidad erógena, pero no permite la penetración sexual.
  • Cirugía corporal: Son aquellas intervenciones que buscan masculinizar el contorno corporal. Estas cirugías permiten modelar la silueta para conseguir un aspecto más definido y musculado.
  • Otras cirugías: Existen otros procedimientos que permiten conseguir un aspecto más masculino, estas técnicas incluyen la vaginectomía, implantes testiculares, la micropigmentación post faloplastia y procedimientos para la masculinización de la voz.

En IM GENDER somos especialistas desde hace 25 años en todos estos tipos de cirugía. No solo contamos con un equipo médico especialista en cada área, sino que también ofrecemos un equipo humano sensibilizado y con experiencia, así como apoyo durante todo el proceso para asegurar el bienestar de cada paciente.

Es importante recordar que la decisión de someterse a una cirugía de reasignación genital es personal y única para cada individuo. Es esencial destacar que no todas las personas transgénero sienten la necesidad de optar por procedimientos quirúrgicos para validar su identidad de género.

¿A quién van dirigidas estas cirugías?

Las cirugías como la mastectomía bilateral subcutánea, la faloplastia, la metoidioplastia…, popularmente conocidas como cirugía de masculinización,  se engloban dentro de la cirugía de afirmación o reasignación de género dirigida principalmente a hombres trans. Aunque también pueden ser una opción para personas no binarias que buscan alinear su cuerpo con una apariencia más masculina.

Dentro de las razones que impulsan a alguien a optar por esta cirugía, se destaca, en primer lugar, la necesidad de alinear el cuerpo con la identidad de género. Pues tener una apariencia física que sea coherente con el género sentido puede repercutir positivamente en la autoestima y la imagen personal. Por ello, los resultados de la cirugía, a menudo, conlleva una notable mejora en el bienestar psicológico y emocional de la persona trans.

No obstante, es importante tener en cuenta que mientras algunas personas transgénero optan por procedimientos quirúrgicos, otras encuentran la satisfacción y plenitud con su aspecto físico sin necesidad de cirugía, hormonación u otro procedimiento.

 

Consideraciones antes de la cirugía de género

Optar por determinadas cirugías de género es una decisión que requiere una cierta preparación. Lo más importante es que tengas una consulta con el cirugía especialista que llevará a cabo la cirugía, y que expongas tus dudas, incertidumbres y todo aquello que te causa angustia sobre el procedimiento, para que el equipo médico pueda solucionarlas. No te quedes con nada en el tintero, si necesitas una nueva consulta para acabar de aclarar conceptos, no dudes en solicitarla.

En IM GENDER, nuestro especialista te informará también sobre los riesgos y beneficios de la cirugía de afirmación de género que deseas, si es recomendable en tu caso, así como el proceso de la intervención y la recuperación. Además, te realizarán exámenes físicos, valorarán tu historial médico, te realizarán análisis y otras pruebas para evaluar tu estado de salud y la conveniencia de esta cirugía. También evaluarán tanto tus objetivos como tus expectativas para que estos sean realistas y adecuados.

Actualmente, en España, no se requiere un informe psicológico ni abandonar la hormonación antes de la cirugía. Sin embargo, tu médico valorará las motivaciones y el estado de salud para realizar un plan personalizado en cada caso. Además, te aconsejará sobre cómo prepararte antes de la cirugía: alimentación, consumo de alcohol, tabaco y otras sustancias, la realización de ciertas actividades o la medicación. Todo ello es para garantizar tu salud a lo largo del procedimiento.

Postoperatorio en la cirugía de género en el hombre trans

Es muy importante seguir las recomendaciones del equipo médico después de una cirugía de confirmación o reasignación de género en hombre trans para conseguir una buena recuperación y unos resultados óptimos. Cada cirugía, requerirá de un tiempo de recuperación y de un tipo de postoperatorio diferente. Por ejemplo, en el caso de la mastectomía subcutánea bilateral es posible que durante las primeras 24-48 horas lleves unos drenajes para eliminar los líquidos y evitar hematomas. Después, deberás llevar una faja, banda o camiseta compresiva durante algunos días. En el caso de la faloplastia, la recuperación completa puede durar varias semanas, especialmente en la zona donante (normalmente el brazo) y es probable que lleves una sonda vesical durante al menos las primeras tres semanas.

En general, las cirugías de afirmación de género de hombre trans requieren reposo durante los primeros días, evitar coger peso o hacer esfuerzos, seguir la medicación pautada para controlar las molestias y evitar infecciones y realizar un seguimiento regular con tu equipo médico. Además, también  es posible que necesites hacer algunos ajustes en tu estilo de vida y actividades diarias durante el proceso de recuperación. Además, más allá del cuidado físico, el apoyo emocional juega un papel clave para afrontar este proceso con una perspectiva positiva.

¿Qué resultados esperar?

Las expectativas con respecto a la cirugía de afirmación de género en hombre trans pueden variar según el paciente y el tipo de intervención realizada. En general, estas operaciones buscan una masculinización de ciertas características físicas con la intención de adaptarlas a la identidad de género de la persona trans que la solicita.

Tras la recuperación, los resultados de procedimientos como la mastectomía y la cirugía corporal suelen ser visibles rápidamente, con un pecho y contorno más masculinos. En el caso de la faloplastia y la metoidioplastia, se logra una apariencia fálica, aunque es importante tener presente que, debido a la complejidad de estos procedimientos, se pueden requerir intervenciones o procedimientos adicionales para perfeccionar la estética.

Es importante mantener expectativas realistas. Aunque estas cirugías pueden conseguir transformaciones significativas, siempre existen límites anatómicos y médicos. La comunicación abierta con el cirujano, respaldada por la experiencia y profesionalidad del equipo de IM GENDER, es fundamental para entender estos límites y ajustar las expectativas acorde a ello.

Si tienes más dudas sobre en qué consiste la cirugía de afirmación de género en hombre trans, pide una cita con el equipo de IM GENDER y te informaremos.