CIRUGÍA DE FEMINIZACIÓN FACIAL

LIFTING FEMINIZANTE

Una de las intervenciones que permiten modelar el rostro y, por tanto, darle rasgos más femeninos, es sin duda el lifting facial o ritidectomía. Además, también permite eliminar las arrugas faciales otorgando al rostro un semblante joven y despejado.

LIFTING FACIAL

CIRUGÍA DE FEMINIZACIÓN FACIAL

El lifting facial o la ritidectomía es un procedimiento destinado a elevar y tensar la piel facial y cervical con el objetivo de reducir los pliegues y las arrugas. En mujeres trans, esta técnica también puede utilizarse para remodelar el rostro otorgándoles rasgos más femeninos.

El lifting, habitualmente, trata la piel del cuello, la barbilla, las mejillas y las regiones perioculares y temporales. Algunas veces puede incluirse en la intervención otras cirugías como la feminización de la frente, las cejas o los párpados para dar un aspecto mucho más rejuvenecido.

Resultados de Feminización facial

Conocer el antes y después de la cirugía de feminización facial realizada por el equipo de IM GENDER puede ayudarte a tener una idea más clara de los resultados que puedes conseguir.  De esta manera podrás ver casos parecidos al tuyo y hacerte una idea del resultado final.

¿Quieres conocer más experiencias y testimonios de IM GENDER?

LIFTING FACIAL FEMINIZANTE

Antes de la cirugía

El lifting facial requiere de técnicas distintas si este se realiza en un rostro masculino o en un rostro femenino, pues los rasgos y las estructuras son diferentes. El cirujano plástico debe conocer en profundidad las diferencias para conseguir un resultado natural y armónico.

Por ello, el podemos usar la técnica de lifting feminizante, no solo para rejuvenecer los rasgos de la mujer trans, sino también conseguir unos rasgos más femeninos. Esta técnica consigue afinar las facciones, alargar la cara y buscar volúmenes propios del rostro femenino. 

Además, puede asociarse a la técnica de lipotransferencia y/o lipofilling para conseguir unos resultados óptimos.

LA CIRUGÍA DEL LIFTING FACIAL

La intervención

En el lifting feminizante tanto la técnica utilizada como la capacidad artística del cirujano plástico juegan un papel determinante para conseguir los resultados esperados.

La colocación exacta de las incisiones y los pasos de la cirugía varían según las estructuras y las necesidades de cada rostro. El objetivo del cirujano será reposicionar las capas musculares, la piel y la grasa, teniendo en cuenta unas facciones femeninas. Así, por ejemplo, deberá considerar aspectos como el rasgado de los ojos, el alargamiento de la zona de los ojos, la tensión de los pómulos (superior a un lifting exclusivo de rejuvenecimiento), entre otros.

Habitualmente, se realiza una incisión en la zona de las sienes (por dentro del pelo) que puede extenderse al interior de las líneas naturales que existen en la oreja y continúa alrededor del lóbulo, detrás de la oreja y del cuero cabelludo. De esta manera las cicatrices quedan perfectamente camufladas. Cuando el cuello necesita un tratamiento especial, es necesario realizar una incisión justo debajo del mentón.
Dependiendo de las necesidades en cada caso, la cirugía suele durar de tres a cinco horas. Se realiza bajo anestesia general y puede requerir de una a dos noches de ingreso.

La recuperación

El lifting feminizante suele provocar pocas molestias. Es normal que después de la cirugía sientas ciertas zonas de la piel adormecidas, pero esta sensación desaparecerá en unas semanas. Durante los días siguientes deberás mantener la cabeza elevada para ayudar a disminuir la inflamación.

Aunque a los dos días ya te sentirá bien, es mejor que descanses durante la primera semana. En unos 10 o 14 días podrás reincorporarte a su actividad laboral. Las cicatrices quedan ocultas y serán prácticamente imperceptibles al poco tiempo.

RESULTADOS DE LIFTING FACIAL

Los resultados

Entre los 10 y 15 días después de la cirugía ya podrás hacerte una idea de cómo será tu aspecto definitivo. Los resultados son muy satisfactorios y duraderos, consiguiendo un aspecto rejuvenecido y femenino.

CONSEJOS DESPUÉS DEL LIFTING FACIAL FEMINIZANTE

REPOSO RELATIVO

Es importante que realices un reposo relativo durante los primeros días en los que, además, te sentirás algo más cansada. Evita levantar peso y agacharte bajando la cabeza por delante del cuerpo.

CUIDADOS DE LA ZONA

Los párpados presentan tendencia a inflamarse, en ocasiones pueden aparecer algún morado. Es recomendable reposar con el cabezal elevado y aplicarse frío en la totalidad del rostro durante 15 minutos cada hora. 

DUCHA

Podrás ducharse y lavarse el pelo tras el alta hospitalaria. Es importanteque, después de ducharte, mantengas las heridas secas y seques bien el caabello. Lo más aconsejable es aplicar aire (frío, nunca caliente) con un secador.

DIETA

Después del lifting feminizante puedes ingerir una dieta normal. Sin embargo, duratne los primeros días te recomendamos una dieta blanda, reducir la ingesta de sal y de sustancias amargas, así como alimentos difíciles de masticar.

DEPORTE

Sigue los consejos de tu médico antes de iniciar cualquier tipo de actividad física. No practiques deportes de contacto hasta que te lo indique tu cirujano.

Visitas postpoeratorias

Es muy importante que no faltes a ninguna de las visitas después de tu cirugía para que el equipo médico de IM GENDER pueda evaluar tu evolución.

Equipo IM GENDER

En IM GENDER llevamos más de 20 años especializados en la atención a las personas trans.  Dos décadas de experiencia, profesionalidad, investigación y formación avalan nuestro equipo médico y humano.

¿Necesitas más información sobre la Unidad de Género de IM GENDER ¿Quieres conocer el precio del lifting facial feminizante?

Dónde estamos

BARCELONA
Carrer de Víctor Hugo, 24
08174 Sant Cugat del Vallès

MADRID
Calle Serrano, 76, 1º Dcha
28006 Madrid 

MARBELLA
Av. Ramón y Cajal, 4, bajos
29601 Marbella (Málaga)

 

T: 900 82 82 09
info@imgender.com

Contacta con nosotros

¿Tienes dudas? ¿Quieres conocer los trámites o la financiación?